La región puede diseñar un modelo de TBI ajustado a su propia realidad económica e institucional. / Unsplash, Marek Piwnicki.
La región requiere un nuevo derecho de inversiones extranjeras que responda a las realidades latinas y promueva el balance entre el derecho a regular y los estándares de protección de inversiones.