Es momento de que los laboratorios sean transparentes con los Estados y develen qué es lo que se encuentra detrás del concepto 'investigación y desarrollo', el factor más importante para determinar el precio del producto farmacéutico / Unsplash, Hakan Nural

El título de este artículo tiene implícito un supuesto que, creo, inevitablemente acontecerá. El sector privado, tarde o temprano, será habilitado a importar, almacenar, distribuir y comercializar las vacunas contra el coronavirus. Sobre esto no debería generarse gran discusión, pues argumentos legales y prácticos sobran para que el Estado se vea apoyado por dicho sector.