El fiduciario no recibe la propiedad sino el dominio del bien en el marco del contrato de fideicomiso. / Unsplash, Dan Gold.

El contrato de fideicomiso ha cobrado una gran importancia dentro de la estructuración de proyectos inmobiliarios, es usual que muchos desarrolladores e inversionistas recurran a esta figura para financiar sus proyectos. En contexto, resulta relevante exponer algunos problemas con los que pudiera encontrarse un promotor o inversionista que, al haber utilizado esta figura, esté regularizando su proyecto a nivel registral.