Skip to main content
10 consejos para empleadores para prevenir los contagios en las empresas / Vladimir Fedotov
10 consejos para empleadores para prevenir los contagios en las empresas / Vladimir Fedotov

Recomendaciones para empleadores sobre cómo prevenir contagios de COVID-19

Las empresas deben tomar precauciones para prevenir los contagios de coronavirus en los centros de trabajo
por Claudia Patricia Tenorio Pineda*
publicado el30/06/2020
Compartir

Al día de hoy nuestra sociedad se encuentra ante una situación de incertidumbre debido al peligro biológico que implica la COVID-19. Es importante prever que de haber contagios en un centro de trabajo, la responsabilidad podría recaer en el empleador en virtud del deber de prevención que tiene. Si bien el empleador tiene la facultad de delegar funciones a su personal, incluso si son médicos, enfermeros o supervisores de seguridad y salud, la responsabilidad de los riesgos que tengan al cumplir sus funciones siempre va a recaer sobre él. Entiéndase responsabilidad civil, administrativa y hasta penal.

Para evitarlo, el empleador debe destinar todos sus recursos para mantener una óptima gestión de la vigilancia de la salud de los trabajadores, esto con la finalidad de tomar las medidas pertinentes a fin de evitar el brote del COVID-19 en su centro de labores. En tal sentido, es muy pertinente exponer una serie de recomendaciones mínimas que debería tener en cuenta todo empleador con el fin de salvaguardar la vida y salud de su personal:

1. Es muy probable que el brote del COVID-19 haya traído como consecuencia una afectación económica en la empresa. Sería adecuado establecer un nuevo presupuesto y provisiones contables, considerando los gastos emergentes que tienen como origen el brote.

2. La empresa deberá fijar alternativas financieras para distintos escenarios. Se debe establecer un cronograma a fin de cumplir las obligaciones de seguridad y salud en el trabajo a corto y mediano plazo.

3. Procurar un plan de prevención y control de la COVID-19 implementado por la empresa en cumplimiento con las normas, así como cualquier otra disposición. Todo empleador debe contar con sus propios protocolos internosLos protocolos deben tener como finalidad gestionar las diversas crisis que puedan darse en el centro de labores. En tal sentido, sería oportuno que contengan las particularidades del sector en el que se desenvuelve la empresa y hacerlos de obligatorio cumplimiento para todo el personal.

4. Cada empleador debe tomar medidas adicionales para fortalecer su sistema de gestión. En otras palabras, cada empresa debe realizar acciones que excedan lo establecido en la norma.

5. Para dejar constancia de la adopción de las normas dictadas por la contingencia, se recomienda la implementación de un registro físico o virtual para recoger evidencias de cumplimiento. Esto cobra especial importancia ante una eventual fiscalización por parte de la autoridad laboral o durante un proceso judicial.

6. Dejando por sentado que la finalidad de todo empleador es generar confianza en su personal, los trabajadores podrán dilucidar que su centro de trabajo es un lugar seguro. De esta manera se incentiva a que acudan al centro. En caso contrario, la productividad podría verse afectada y podría tener repercusiones en la producción. 

7. Considerando que los espacios de trabajo ya no podrán contar con la misma cantidad de trabajadores, por aforo máximo permitido, se podría utilizar todas las instalaciones en desuso para reforzar el distanciamiento social. Por ejemplo, las salas de reuniones podrían ser adecuadas como nuevos espacios de trabajo. La idea es evitar la más mínima aglomeración de personas para protegerlas de posibles contagios.

8. La empresa debe contar con un registro de entregas de equipos de protección personal. Asimismo, es indispensable una capacitación sobre cómo proceder con su uso.

9. Recomiendo iniciar campañas internas de autocuidado relacionadas con la importancia de la salud mental y una adecuada nutrición. Esto debe involucrar tanto a los trabajadores que prestan servicios tanto en oficinas y zonas industriales, como a los que realizan trabajo remoto. Se podría empezar colocando afiches o infografías en las oficinas o zonas industriales e incluso en la Intranet de la empresa o enviar información mediante correos electrónicos institucionales. También podrían realizarse encuestas anónimas cuya finalidad sea trabajar un plan de apoyo con base en los riesgos psicosociales que se puedan detectar.

10. Finalmente, sobre los pagos que eventualmente deban realizarse por la empresa, sea a proveedores, pagos internos o de cualquier otra índole, en la medida de lo posible, deben realizarse por medios digitales. Esto a fin de evitar intercambio de dinero, así como acercarse a cualquier oficina o entidad financiera. 

*Claudia Tenorio Pineda es abogada por la Universidad de Lima, cuenta con estudios en la Universidad de California en Davis y es candidata al máster sobre Occupational Safety and Health por la Universidad de Turín (Italia). También es integrante del International Commission on Occupational Health. 

Nuestra sección de opinión recibe artículos escritos por profesionales del derecho y ramas relacionadas que quieren compartir sus reflexiones y visión personal de las tendencias en la profesión legal. Si le interesa colaborar, no dude en escribirnos a editor@lexlatin.com para recibir información más detallada sobre nuestra política editorial. Las opiniones recogidas en esta sección son independientes y no representan la línea editorial de LexLatin.

¡Únete a la discusión!

HTML Restringido

  • Allowed HTML tags: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Lines and paragraphs break automatically.
  • Web page addresses and email addresses turn into links automatically.