REPORTAJES


TPP: el puente al mercado mundial

Dicen que la unión, hace la fuerza. Y eso lo sabemos bien en América Latina donde, en las últimas décadas, se han firmado una serie de Tratados de Libre Comercio con el fin de potenciar las economías nacionales a nivel internacional. En esta ocasión, México, Chile y Perú son los tres países latinos que se lanzan a la aventura comercial, sumándose a otros nueve firmantes de Asia, América y Oceanía en el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP). El resultado es nada más y nada menos que un mercado de 793 millones de consumidores y el 24% de las exportaciones globales. Así es como los expertos juristas de Chile, México y Perú ven los efectos del TPP en las economías de estos países.

Desde Chile 

Jorge Martín, socio de Claro & Cía

Jorge Martín, socio de Claro & Cía

“Este acuerdo comporta potencialmente una apertura a nuevos mercados para sus firmantes (…), principalmente mediante la disminución de tasas arancelarias. Además, comporta una cierta uniformidad en los mercados debido a la homogenización de diversas disposiciones regulatorias del comercio, lo cual podría traer consecuencias económicas positivas y, quizá, también algunas negativas”, afirma Jorge Martín, socio de Claro & Cía.

Sin embargo, opina que Chile no se beneficiará de la apertura de mercados ya que “la mayor posibilidad de apertura para Chile sería con países con los cuales no tenga ya actualmente un TLC”. Tal es el caso de Japón, con quien  Martín considera que debería potenciar las relaciones comerciales, aprovechando el Acuerdo.

Sí cree que habrá ventajas en la “reducción de costos de transacción en las operaciones que se den entre partes domiciliadas en países miembros; la homogenización regulatoria podría evitar o hacer más simples las negociaciones”. Pero reconoce que existen detractores que “alegan que el establecimiento de normas homogéneas puede llevar a la pérdida de ventajas comparativas, con la consiguiente pérdida de eficiencia en el mercado”.

El jurista cree que uno de los sectores que se vería más beneficiado por el TPP es el sector agroalimentario. “Actualmente, nuestros acuerdos bilaterales contemplan en general variadas exclusiones en dichas materias. Con el TPP, el sector agroalimentario podría superar esas trabas. Sin embargo, esto es una simple predicción, pues aun debemos ver la forma en que el acuerdo funcionaría en la práctica”.

Otro beneficiado por el TPP sería, según Martín, el sector de elaboración de bienes. Esto se debería a que “el acuerdo contempla un sistema de acumulación de origen, que permite considerar como propios de un determinado país los insumos provenientes de otro país miembro del bloque. En definitiva, eso permitiría ampliar la gama de productos elaborados en Chile que pueden ser exportados con ventajas arancelarias e incentivaría las exportaciones de insumos chilenos, ya que los productores de bienes en países del bloque podrán utilizar los insumos chilenos como propios. En el fondo, se estaría favoreciendo la ampliación y diversificación de los productos exportables chilenos!.

Como tercera ventaja, Chile tendría “la posibilidad de participar en los procesos de compras públicas de otros países del bloque, lo que no era posible con países como Malasia, Vietnam y Perú -con los que en Chile no teníamos una reglamentación de la contratación pública- y el acceso al mercado subcentral de Canadá -inaccesible de acuerdo al actual acuerdo entre Chile y Canadá-”.

Por otro lado, el socio de Claro & Cía habla de las posibles desventajas consecuencia del TPP, tales como “un favorecimiento a las grandes corporaciones internacionales, debilitando por tanto la empresa local, especialmente a las PYMES que son grandes agentes laborales en nuestro país” o que “sus normas sean consideradas como muy estrictas, llevando a que el nivel de adhesión no sea alto y con ello no se den las posibles aperturas de mercado y ventajas potenciales del acuerdo”. Aunque pide cautela a la hora de verter opiniones negativas para no alertar al grueso de la población con elucubraciones.

Martín no espera que el TPP marque una gran diferencia para los juristas chilenos porque “Chile ya es un país bastante abierto al comercio internacional”. De hecho, Claro & Cía cuenta con clientes latinoamericanos principalmente en Argentina, Colombia, Perú y Brasil. “Creemos que el TPP no significará un aumento muy relevante de clientes extranjeros, dada la apertura de Chile a los mercados y a la baja complejidad y burocracia de los trámites de comercio exterior”, comenta.

No obstante, puede que, como ha afirmado Obama recientemente, el TPP signifique que “Norteamérica escribirá las normas del camino en el siglo XXI”. Para Martín: “Es innegable que un país más grande y con el grado de influencia de Estados Unidos termine dictando ciertas pautas. Sería ilusorio pensar que habrá una total igualdad entre todos los países firmantes”.

Por su parte, China prepara ya su contraataque, con un acuerdo de 16 países, entre los que se encuentra la India. “Chile debiera intentar formar parte de ambos bloques ya que China es el mayor destino de nuestras exportaciones; pero a nivel cultural e incluso geográfico, estamos más cerca de Estados Unidos”. A pesar de esto, considera que “la dualidad de bloques debiera plantearse como una oportunidad doble y no como una dicotomía, pues ello significaría entrar una nueva forma de Guerra Fría, donde el mundo tenga que optar por un bando u otro”.

Desde México 

Manuel Galicia, socio fundador de Galicia Abogados

Manuel Galicia, socio fundador de Galicia Abogados

Manuel Galicia, socio fundador de Galicia Abogados y especializado en banca y finanzas y mercados de capitales, entre otras áreas, cree que “el TPP permite la participación en un mercado que representa el 40% del PIB y un tercio del flujo comercial mundial”. Lo define como un acuerdo “ambicioso que va en línea de las necesidades actuales de los países que se encuentran dentro de una zona del mundo que resulta estratégica para el comercio internacional”.

Galicia considera que dicha Asociación “implica la posibilidad de incrementar nuestras exportaciones a los mercados de los otros 11 firmantes” y que además “permitirá incrementar la inversión extranjera directa en México, aumentando el flujo de capital hacia nuestro país con las consecuencias positivas que se derivan de la inversión extranjera; desde creación de empleos hasta oportunidades de negocio con estas economías”. Incluso, llega a dar una cifra estimada del incremento en las exportaciones de México: 150,000 millones de dólares en los primeros 5 años de la entrada en vigencia del TPP. “Así como el TLCAN (NAFTA) hace 20 años, será un propulsor de la economía mexicana”.

El TPP prevé la reducción de 191 fracciones arancelarias en 19 sectores económicos, entre las que se encuentran los productos textiles, agroindustriales, vehículos y autopartes, químicos y farmacéuticos innovadores, acero y manufacturas, equipo eléctrico y electrónico, cosméticos y artículos de higiene personal. Por lo que Galicia espera que estos sectores sean los más beneficiados.

Al contrario, admite que puede haber daños colaterales en sectores como la industria, que “se pueden resentir de los efectos de una mayor competencia”. Según Galicia, otra de las perjudicadas podría ser la industria de medicamentos de tipo genérico: “El TPP amplía el periodo de protección de los datos e información clínica para nuevos medicamentos biotecnológicos, cuestión que se estima retrasará la entrada de productos genéricos al mercado; además, se establecen medidas de protección relacionadas con la posibilidad de patentar métodos de diagnóstico, terapéuticos o quirúrgicos para el tratamiento de humanos o animales así como la extensión de la vigencia de las patentes, y la posibilidad de patentar usos alternativos de procedimientos o productos ya patentados”.

Galicia se muestra crítico a ese respecto. “En nuestra legislación actual, este tipo de tratamientos se consideran no patentables; y la mayoría de los países no conceden patentes sobre tales métodos, debido a razones éticas o a la dificultad de controlar en la práctica su observancia. Un método que se aplica al cuerpo humano no es susceptible de aplicación industrial y, por lo tanto, no cumple con uno de los requisitos clave de patentabilidad de la mayoría de las legislaciones relativa a patentes”.

Internet podría ser otro de los afectados en México debido a “la intención de dotar a las autoridades de facultades amplias para censurar sitios que trafiquen ilegalmente con contenidos que violan los derechos de autor y de sancionar a usuarios que bajen contenidos ilegales”, expone el abogado, lo que haría recaer sobre los proveedores de servicios de Internet una responsabilidad de filtrado de la información.

En lo referente a la práctica legal, Galicia espera que el TPP traiga “una apertura de mercado para los juristas mexicanos, debido a que el incremento comercial y la incentivación de inversión extranjera llevan de la mano un aumento en la necesidad de contar con servicios legales”. Actualmente, Galicia Abogados cuenta con clientes en diversos países latinoamericanos como Argentina, Brasil, Chile, Colombia y Perú; y “con base en la experiencia derivada del TLCAN y del TLC con Europa, consideramos que el TPP incrementará el interés de empresas de los países firmantes para invertir y tener comercio con nuestro país”.

Desde Perú

Luis Alonso García, socio del Estudio Echecopar

Luis Alonso García, socio del Estudio Echecopar

Luis Alonso García, socio del Estudio Echecopar asociado a Baker & McKenzie International, considera que el TPP traerá a Perú “oportunidades para el crecimiento y la diversificación productiva de la economía, buscando incrementar el volumen de nuestras exportaciones no tradicionales, en especial en los sectores de agroindustria, pesca, manufactura, confecciones de algodón y alpaca y manufacturas diversas”.

Sin embargo, afirma que los sectores económicos más perjudicados o beneficiados del país dependerán “de la política que siga el gobierno de turno en los próximos años, luego de la plena vigencia del TPP” ya que “no se puede determinar a priori los sectores más beneficiados sin una clara política de administración y aprovechamiento del Acuerdo, tanto por parte del sector público como del privado”.

Para García, el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica es parte de una política de Estado de “integración a la economía mundial que nuestro país viene impulsando los últimos 15 años”. E insiste en que el TPP conlleva medidas como la reducción de tarifa

s o eliminación de cuotas, pero también “cuestiones de cooperación regulatoria, defensa de la competencia, facilitación del comercio, apoyo a las Pequeñas y Medianas Empresas (PYMES), promoción de inversiones en productos y servicios innovadores (incluyendo las tecnologías digitales), estándares sanitarios y fitosanitarios más altos, derechos laborales, medioambiente, protección de la propiedad intelectual, compras públicas, servicios, y telecomunicaciones, entre otros” que no solo beneficiarán a Perú por su apertura a nuevos mercados – como Australia, Brunéi, Malasia, Nueva Zelanda o Vietnam- sino que “además permitirán profundizar los acuerdos que tenemos con Canadá y Japón”.

Reconoce que “es una gran oportunidad para potenciar el rol del sector privado en las dinámicas cadenas de suministro y de valor vinculadas a Asia” y que “la apertura comercial producto del TPP puede ser una oportunidad para incrementar el trabajo legal global” de las firmas peruanas.

 

 

 


© 2015 – 2016, lexlatin.com. El contenido de LexLatin, incluyendo todas sus imágenes, ilustraciones, diseños, fotografías, videos, íconos y material escrito, está protegido por derechos de autor, marcas y demás derechos de la propiedad intelectual, y es publicado para sus suscriptores y lectores con propósitos informativos únicamente. No se permite la reproducción, modificación, copia, distribución, reedición, transmisión, proyección o explotación de cualquier forma de los materiales o contenidos publicados por LexLatin, a menos que el interesado obtenga la autorizacion escrita de LexLatin.



All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove
Comparte con tus amigos










Enviar
Comparte con tus amigos










Enviar